SUSTANCIAS PSICOACTIVAS (SPA)

Las sustancias psicoactivas o SPA como el alcohol, el tabaco, el cannabis, las anfetaminas, el éxtasis, la cocaína y la heroína entre otros; pueden alterar los estados de conciencia, de ánimo y de pensamiento en quienes las consumen. Actualmente las sustancias psicoactivas en la cultura juvenil son muy apetecidas pues se usa y abusa de ellas de manera recreativa, viéndolas como algo muy común entre grupos de amigos.

 

En los últimos años el consumo de sustancias psicoactivas ha estado en incremento sobre todo en la población juvenil, las sustancias preferidas son el cannabis y el alcohol, muchos de estos jóvenes optan por el consumo de sustancias psicoactivas por diferentes razones, las cuales pueden ser, búsqueda de sensaciones, crisis de identidad psicosocial, presión social, entre otros factores; todas estas drogas al abusar de ellas producen alteraciones del funcionamiento del sistema nervioso central, modificando la conciencia, el estado de animo y los procesos de pensamiento, creando una dependencia con el tiempo.

 

Clasificación de sustancias psicoactivas

 

1. Psicofármacos

 

Neurolépticos y antipsicóticos: Son psicofármacos que se utilizan para tratar crisis psicóticas. Son efectivos con pacientes con esquizofrenia o trastornos paranoides.

 

Ansiolíticos e Hipnóticos-sedantes: Son psicofármacos que se usan comúnmente con personas con ansiedad uno de los motivos de consulta psicológica mas frecuente, se usan como sedantes, para facilitar en la persona que lo consume el sueño.

 

Antidepresivos: Son psicofármacos utilizados para tratar la depresión, gracias a diferentes acciones, incrementan la liberación de diferentes químicos en el cerebro, que aportan a mejorar el estado de animo de las personas con depresión y les es más fácil adaptarse a su mundo interno y exterior.

 

2. Drogas

 

Drogas legales: Las drogas ilegales son aquellas que no está permitido su consumo, son sustancias ilícitas

 

Drogas ilegales: Los factores de riesgo pueden aumentar las posibilidades de que una persona abuse de las sustancias psicoactivas mientras los factores de protección pueden disminuir dicho riesgo. Los factores de riesgo y protección pueden afectar a los niños, niñas y jóvenes durante diferentes etapas de sus vidas, en cada etapa existen riesgos que se pueden cambiar a través de una intervención preventiva, por ejemplo si un niño de primaria presenta conducta agresiva con la familia, en el colegio o en diferentes lugares sociales, es pertinente con un profesional en la salud mental comenzar unas intervenciones con el niño para ayudarlo a desarrollar conductas positivas y más adaptativas a su entorno; si no se trata el niño se pueden presentar mas comportamiento negativo, con riesgos adicionales, como fracaso escolar, dificultades sociales y con el tiempo puede existir un riesgo de abuso de sustancias psicoactivas.

 

La familia es el pilar del desarrollo correcto de los niños, porque sus primeras acciones ocurren en la familia, si en la familia no hay un orden y se presentan factores de riesgo todo esto trasciende a los niños y a futuro lo más probable es que se presenten problemas de abuso de sustancias psicoactivas, desacato de autoridad, vandalismo entre otros. Los niños que creen en una familia en la cual no existe el cariño, el apoyo o respaldo por parte de los padres, una crianza ineficiente, maltrato físico y psicológico es propenso a desarrollar conductas mal adaptativas con los años.

 

Para minimizar el riesgo de que un niño desarrolle una adicción a sustancias psicoactivas se puede fortalecer el vinculo familiar, que los padres participen en actividades en la vida de sus hijos, que existan limites claros y una buena comunicación esto desarrolla un vinculo entre padres e hijos y es algo sano para la vida de la familia entera.

 


Mas temas al respecto:

https://www.redalyc.org/pdf/727/72718108.pdf